Gabinete de Funes

Uncategorized

SAN SALVADOR – La conformación del gabinete del gobierno de Mauricio Funes, quien se estrenará como presidente el próximo 1 de junio, tiene en ascuas a medio mundo. Los empresarios están ansiosos por conocer quiénes serán los hombres y mujeres que harán funcionar el engranaje de las políticas públicas del nuevo gobierno, y los medios deslizan ya algunos nombres.

La llegada de un nuevo gobierno siempre genera expectativas respecto a quiénes conformarán el gabinete, y eso solía pasar incluso cuando el nuevo mandatario venía de las filas del mismo partido gobernante, como pasó en los años de la Alianza Republicana Nacionalista (Arena).

Pero esta vez la expectativa es mucho mayor. Influye el hecho de que será el gabinete del primer gobierno de izquierda en la historia del país. Y ese hecho también despierta más ansiedad en ciertos sectores, como el empresariado, acostumbrado por 20 años a ver sentados en las sillas ministeriales a gentes ligadas ideológicamente a su visión del mundo, y a veces ligadas incluso comercialmente.

El pasado 16 de marzo, la plana mayor de la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP), dijo que espera que aquellos elegidos sean personas que llegan al puesto no tanto por su militancia en el partido, sino por sus cualidades.

Le tomamos la palabra a Funes, de que las personas serán seleccionadas no en base a camiseta sudada o militancia o amigos o compadres”, dijo Federico Colorado, presidente de la gremial.

Esas ansias algo se han calmado con la conformación por parte de Funes de un equipo de trabajo, una especie de “protogabinete”, conformado por hombres y mujeres con experiencia en hacer políticas públicas. En su mayoría, son gentes desvinculadas del aparato del partido.

Entre otros, allí están Héctor Dada Hirezi, ex Canciller y actual diputado por Cambio Democrático –centroizquierda –, el ex alcalde de San Salvador, Héctor Silva y el economista Alex Segovia, entre otros.

Es por estos días que se dan los toques finales al listado de funcionarios, lo cual, como era de esperar en un asunto tan delicado, no ha estado exento de estiras y encojes. Funes quiere en su gabinete a profesionales y gente desvinculada del partido, pero el partido quiere también tener alguna incidencia y sentar a algunos de sus cuadros en los puestos.

Algunas fuentes señalan que habría ya un acuerdo de que el partido obtendría unos tres ministerios.

Los hombres y mujeres del Presidente


El listado está bastante avanzado, y ya se ha dibujado con bastante precisión por dónde iría la cosa.

Ya la prensa ha mencionado los nombres que con seguridad obtendrán un puesto ministerial. Se sabe que de aquel protogabinete saldrán algunos funcionarios, y, para el caso, la prensa ya ha mencionado a Silva, por ejemplo, quien asumiría como ministro de Salud.

No obstante, Silva llegaría allí con cierta resistencia por parte de la dirigencia del partido. Silva fue alcalde de San Salvador por dos períodos, de 1997 al 2003, tras lo cual buscó su candidatura para competir por las presidenciales en las elecciones del 1999. Pero fue vetado por la dirigencia dura del Frente porque el ex alcalde abrazaba más la causa socialdemócrata que la del socialismo.

Otro que se sabe tendrá su lugar en el gabinete es Héctor Dada Hirezi, como ministro de Relaciones Exteriores, y Roberto Turcios, como ministro de Educación.

Turcios es un destacado intelectual que ha despuntado como investigador histórico, y ha publicado libros con los que ha escarbado varios períodos de la historia del país. También dirigió la revista Tendencias.

Fuentes cercanas a las negociaciones han señalado que, al ministerio de Hacienda, Funes quiere llevar a Guillermo López Suárez, quien dejó una buena impresión por su paso por esa cartera de Estado en la actual administración de Elías Antonio Saca, sobre todo tras empujar una reforma fiscal en 2004. Pero Suárez renunció en abril del 2006 por discrepancias con la forma en que se manejan las cosas en el gobierno.

Alex Segovia, el principal asesor económico de Funes en la pasada campaña, se convertiría en Secretario Técnico de la Presidencia, un cargo de nivel ministerial con fuerte incidencia en las políticas públicas, al actuar como coordinador entre las diversas carteras de estado.

En el ministerio de Justicia y Gobernación se estarían pensando en la jueza Aida Santos de Escobar, actual Jueza de Menores, quien ha sido crítica de las políticas utilizadas para frenar la ola de delincuencia en el país, y ha abogado más por políticas de prevención que represivas.

Ella ha sido invitada a participar en el equipo de trabajo conformado por Funes, “para participar en las políticas de Estado en el tema de Seguridad”, ha dicho al CoLatino. Y agrega: “El presidente electo ha pedido mi apoyo para poderle señalar cuáles son las causas que inciden en la violencia y delincuencia”.

Karina Sosa es una exitosa abogada que también forma parte de aquel equipo. Le han echado el ojo para que lleve las riendas de la Secretaría de la Familia.

Como ministro de Agricultura se ha pensado, dicen algunas fuentes, en Hugo Martínez, un cuadro del Fmln. En los últimos años Martínez, desde el púlpito político, ha estado más vinculado a temas referentes a las relaciones internacionales, pero por alguna razón, de momento desconocida, le han puesto el ojo para ese cargo.

Se ha especulado que el ministro de la Defensa podría ser el Coronel David Murguía Payés, miembro del grupo Amigos de Mauricio, que ayudó a catapultar la candidatura –y el gane —de Funes. Pero otras fuentes, si bien no mencionan nombre, han señalado que ese cargo lo ocuparía un oficial actualmente de alta.

Otro cuadro del Frente, Manuel Melgar, ocuparía un puesto en el sector de la seguridad pública, probablemente en la dirección de la Policía Nacional Civil (PNC), área que conoce bien, pues cuando fue diputado formó parte de la comisión que analizaba ese tema.

También se ha conocido que Armando Flores, el director del Comité para la Defensa del Consumidor (CDC), podría ocupar la presidencia de la Defensoría del Consumidor, una elección muy acertada por cuanto Flores ha sido uno de los principales luchadores en este país para que se respeten los derechos de los y las consumidoras.

Anteriormente, quien estuvo en la especulación como un posible ministro –quizás en Relaciones Exteriores- fue el destacado abogado Fabio Castillo (ex coordinador general del Fmln), pero ha corrido recién por uno de los cinco puestos que quedarán vacantes en la Corte Suprema de Justicia (CSJ), con lo cual se podría coronar como presidente del órgano judicial.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s