¿puede acceder El Salvador a un pequeño lote de vacunas contra la Gripe A?

Actualidad Mundial, Influenza H1N1, Noticias de El Salvador, salud

El cambio de estación en la zona norte del planeta puede provocar que la actual cepa se reproduzca con más virulencia. Eso pone en alerta a los gobiernos que ya hicieron sus pedidos de vacunas a los laboratorios. En esa vorágine, ¿puede acceder El Salvador a un pequeño lote?, ¿cómo?

30 DE AGOSTO DE 2009 14:20 | por Lorena Baires

La Organización Mundial para la Salud (OMS) encendió las alarmas: la llegada del otoño al hemisferio norte del planeta puede provocar que la cepa de la influenza AH1N1 mute, se reproduzca y dispare el número de personas afectadas, al punto desbordar los servicios de salud.

En un comunicado publicado hoy, esta agencia de la Organización de Naciones Unidas (ONU) pidió a los gobiernos que estén atentos para enfrentar cualquier mutación que registre el nuevo virus y definir como prioridad la vacunación.

“Es una de las decisiones más difíciles que los gobiernos tendrán que tomar, sobre todo porque el suministro será extremadamente limitado durante varios meses”, precisó Margaret Chan, directora general de la OMS.

A inicios de esta semana, la misma organización anunció que los países del hemisferio norte han pedido más de 1.000 millones de dosis de vacunas a los laboratorios farmacéuticos que, por razones no pohibitivas, no podrán suministrar más que una cantidad limitada a principios del otoño.

Es aquí donde surge la pregunta: ¿Podrá El Salvador acceder a un pequeño lote?, ¿cómo?. Responder estas preguntas obliga a describir el panorama actual del mercado. Por ejemplo, el gobierno de Estados Unidos ha firmado con el laboratorio suizo “Novartis” dos contratos por un total de 979 millones de dólares para adquirir vacunas AH1N1, al mismo tiempo que se han cerrado contratos con otros países como Francia, Holanda y Suiza.

Ante la posibilidad de una segunda oleada, el director regional de la OMS en Asia, Shing Young-soo, pidió a China compartir las vacunas en su poder con otros países para frenar la pandemia. El ministro chino de Salud, Chen Zhu, indicó que su país estaba desarrollando una vacuna contra el virus A (H1N1). Pero en ningún momento se comprometieron a compartir.

¿Qué está haciendo El Salvador?

El ministerio de Salud y Asistencia Social (MSPAS) de El Salvador , a inicios de agosto, calculó que administrar esa vacuna a 3.4 millones de personas en riesgo podría costarle al Estado, por lo menos, 60 millones de dólares.

La ministra, María Isabel Rodríguez, aseguró en ese momento que buscaban los fondos para reservar el pedido y de esa manera asegurar la incoculación del medicamento que actualmente es producido por 20 laboratorios a nivel mundial, entre los que destacan Sanofi-Aventis (franco-alemana), GlaxoSmithKline (Gran Bretaña), Novartis (Suiza), Baxter (Estados Unidos) y Solvay (Bélgica).

Mientras esperan la respuesta del ministerio de Hacienda, para el desembolso del dinero, médicos en el país hacen algunas valoraciones de cómo El Salvador podría acceder a las vacunas e inmunizar a una parte de la población.

El infectólogo, Jorge Panameño, explicó que una de las formas de obtener medicamento es a través del Fondo Rotatorio de la Organización Panamericana de la Salud (OPS). Se trata de un mecanismo desarrollado en 1979 para la compra de vacunas, jeringas/agujas y equipo de cadena de frío para países en América Latina y el Caribe.

Por medio de un sistema de compras al por mayor, el Fondo asegura que en los últimos 20 años, los países que han accedido han obtenido vacunas de alta calidad para los programas nacionales de inmunización a precios asequibles, permitiendo también la planificación ordenada de las actividades de inmunización.

¿Cómo funciona? El Ministerio de Salud de cada país participante indica la cantidad de vacunas que se necesitarán para el año siguiente, por trimestre. La OPS consolida estas cifras anuales y efectúa licitaciones internacionales. Los proveedores son precalificados y seleccionados basados en los precios que ofrecen. Después de que se seleccionan los proveedores y se llega a un acuerdo sobre los precios, la OPS calcula el promedio de los precios de los distintos proveedores de cada producto y distribuye listas de precios a los países.

“Esta es la alternativa con la que se abastece el sistema de salud salvadoreño. De lo contrario no veo una forma en que El Salvador pueda competir a nivel mundial con los países que ya han pagado por adelantado sus vacunas”, comenta el especialista.

Una alternativa que planteó recientemente el vice ministro de Políticas Sectoriales de Salud, Eduardo Espinoza, es que los países de la región centroamericana formen un bloque para negociar una reducción en el precio del medicamento.

Con estas dos alternativas, a Salud sólo le queda esperar la aprobación de los fondos solicitados. Si eso se concreta, para el año 2010 el país invertirá 90 millones de dólares en vacunas. Aquí se incluyen las nuevas compras de las vacunas contra el neumococo, antirrábica e influenza estacional.

Mientras las autoridades definen el mecanismo, vale mencionar que el virus ha matado a mil 799 personas en todo el mundo, la mayoría en el continente americano, desde su aparición a finales de marzo. La OMS declaró la primera pandemia de gripe del siglo XXI el pasado 11 de junio. En total, 170 países han confirmado casos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s